Estados Unidos quiere YA el petróleo Venezolano. Se impone la tesis Brzezinski.

-->
Brzezisnski es el cerebro de la estrategia geopolítica de Obama y de otros presidentes demócratas.  Es un polaco que pretende redirigir la estrategia norteamericana y lo está logrando. Es un adversario público del lobbie judío.  Considera que,  cuando los Bush y otros republicanos, la estrategia proisraelí imperante es más parecida a un delirio fanático religioso que a la geoestrategia de la potencia más importante del mundo.  Brzezisnski considera que haber estado casi 10 años metidos en el Medio Oriente no ha hecho sino debilitar el poder norteamericano. Mientras que China y Rusia no han hecho sino fortalecerse en el plano geoestratégico y sobre todo económico.

La amenaza no es Venezuela, es China. Con el nuevo canal sobre Nicaragua el petróleo venezolano no dependerá de los mercados de Estados Unidos. Con ello,  si Venezuela privilegia venderle el petróleo a China, Estados Unidos deberá traer el petróleo desde Arabia Saudita que se tarda el triple de tiempo.  Y la matemática no falla, significa triplicar la lentitud en el crecimiento estadounidense.

Así que Estados Unidos no puede esperar tres años más como segunda economía de importancia en el mundo detrás de China. Menos con el avance del canal de Nicaragua y con el cambio en la balanza de pago de China y Rusia no solo con los BRICS sino también con Argentina y otros países de Suramérica cuya costa oriental podrá relacionarse más directamente con la Costa Pacífico. Europa quedará en el patio trasero del mundo.

Hace apenas semanas Europa, la Merkel, visitó a Obama a plantearle la reconsideración en la política con Ucrania debido a la amenaza de romper relaciones con Rusia y quedarse sin gas.  Con ello se habrá caído la política de Obama hacia  el grupo concéntrico de países que Rusia controla. Es decir, fracasados en el Medio Oriente, fracasados en sureste asiático con el auge solitario de China, fracasados en el área Rusa por la incapacidad de Europa,  Obama aplica la teoría “After América”, según la cual Brzezisnski pide asumir que ya la hegemonía no es únicamente norteamericana y sencillamente, si ahorita no se le cortan las alas a China entonces en poco tiempo ya será demasiado tarde, y el poderío militar norteamericano quedará obsoleto frente al desarrollo económico chino. Así que Estados Unidos viene a recuperar como sea su "patio trasero", no puede permitirse formas democráticas y esa es la desestabilización procurada en Brasil,  Argentina y Venezuela.

Las tácticas de calle que se viven en Venezuela, que parecen de una oposición irracional, totalmente antipolítica, no es sino la cabeza de playa para aplicar el “caos contructivo” que ya Brzezinski y Obama aplicaron en Libia, Serbia, Irak, para desarrollar un plan diseñado en 2001, el Plan Balboa, realizado por España como “juego de guerra” según el cual tomarán la zona nor occidental, especialmente Zulia y Falcón para apropiarse del petróleo mientras el “caos constructivo” se apodera del resto del país.  La declaración de hoy busca disparar el dólar, el riesgo y profundizar el malestar económico. Quedará de parte del pueblo y su Gobierno mantener la organización interna y pelear, en cualquier arena, por el petróleo venezolano.

Comentarios